miércoles, 29 de enero de 2014

QUE HACER CUANDO TE DESPIERTAS CON LOS OJOS HINCHADOS

Vamos con el truco de hoy:
Si has pasado una mala noche y te despiertas con los ojos hinchados como globos aquí tienes un truco, fácil y supersónico. Envuelve una bolsa de verdura congelada en una toalla  fina y colócala sobre los ojos. Bastarán unos cuantos minutos para reparar la retención de líquidos.Por cierto, se recomienda que la bolsa sea de verduras para que se adapte bien a la forma del rostro, por ejemplo maíz, guisantes, etc. Es importante porque la idea es que el frío llegue uniformemente a toda la piel del área de los ojos. Así lograremos activar la circulación sanguínea y rebajar el líquido. A continuación aplícate el contorno de ojos y si además este lo conservamos en la nevera el efecto descongestivo será todavía mayor.
¡Hasta mañana!