miércoles, 16 de julio de 2014

COMO DECORAR CON ESTILO INFORMAL PARA EL VERANO

Hay buenas razones por las que el algodón es especialmente atractivo en verano: es fresco, respira, y es fácil de lavar y cuidar... En resumen, va perfectamente con un estilo veraniego de vida sin problemas. El algodón es posiblemente la tela más buscada para las prendas de verano; a la vez, se presta para un sinnúmero de opciones para decorar con estilo.

 Para todos los gustos: El denim de algodón, el dril y el paño fino son ideales para mantelería de verano y cojines para asientos. Puede comprarlos por yardas y coserlos a mano para crear decoración instantánea para la terraza o el patio. Algunos simples cuadrados de tela son excelentes servilletas para un picnic. Manteles de colores brillantes o con estampados de flores agregan un elegante toque a una cena al aire libre. Y puesto que la tela de algodón es económica (y lavable) puede Ud. darse el gusto de tener una variedad de opciones.


Cojines: Algodón lustroso estampado (chintz o zaraza) es una opción permanentemente popular, en una variedad de estampados, bandas y sólidos. Otra idea: ¿por qué no usar colorido material para toallas para cubrir los cojines? Ellos resultan así en un accesorio inesperado al aire libre, son fáciles de llevar a la playa o la piscina y son, además, ideales para una relajada tarde de simple flojera.
 
Camas de Ensueño: Las crujientes sábanas de percala son lo último en lujo, y (Oh!) tan gratas en un crepúsculo de verano. Para dar a su cama una innovación romántica, agréguele unas almohadas con fundas de encaje, o instale cortinas en una cascada de batista, o use espumilla o algodón translúcido para crear por encima un acogedor palio.


Hallazgos en la Feria: Fundas, cojines, y aún una confortable manta de felpilla pueden dar nueva apariencia a sillas y sofás.. Un mantel de mesa puede transformar un viejo baúl en una mesa extra de estilo. Matelassé, una tela de algodón con apariencia de cobertor, puede hacer juego con otras piezas. ¿Tiene un hermoso cobertor clásico que ha estado por mucho tiempo en la familia, pero no sabe cómo usarlo? Trate de enmarcarlo con un borde de tela que le haga juego, y transfórmelo en una pieza de arte que lucirá en una muralla del cuarto.